Entradas

Cáncer y Mindfulness

¿Cómo se benefician los pacientes de Cáncer del Mindfulness?

En la actualidad, todos somos conscientes de que el cáncer es un problema muy presente, se estima que una de cada tres personas padece o padecerá cáncer a lo largo de su vida. Las estadísticas son preocupantes, pero también son muy optimistas todas las líneas de tratamiento y el gran avance que se está realizando.
El cáncer es una enfermedad en la que como el resto de patologías, es muy importante seguir una línea de tratamiento, pero como Psicooncóloga conozco otra parte imprescindible del tratamiento que hoy día no tiene el peso que requiere, se trata de la parte Psicológica y Emocional.
Tu y yo seguro que estamos de acuerdo en lo siguiente: Nuestra actitud y nuestro estado de ánimo influye en nuestro día a día, en las tareas cotidianas como conducir, trabajar, en nuestras relaciones… Piensa en todas aquellas ocasiones en las que una broma te sentó mal, en las que un problema te desbordó y cuando te encontraste en un estado emocional positivo valoraste que el problema no era para tanto.
Creo que ya tenemos bastantes ejemplos, y ya intuyes hacia donde quiero llegar. Efectivamente en una enfermedad nuestra actitud es clave.
Quiero compartir contigo una herramienta muy eficaz para ayudar a los pacientes con cáncer, se trata del Mindfulness, una técnica de la que ya hemos hablado anteriormente en este blog.
En este vídeo encontrarás una sesión guiada de Minfulness de 5 minutos. Este vídeo te servirá para conocer las instrucciones y tomar contacto con esta técnica, una vez que lo interiorices te aconsejo que escojas una música que te guste y alargues tu tiempo de meditación 10 minutos, después 15…poco a poco. Lo importante es que adaptes la técnica a tu tiempo y modo de vida. Lo fundamental de Mindfulness es que a medida que lo practiques te ayudará a apaciguar la mente. 
Para poner un ejemplo más visual, imagina una botella llena de agua y arena, si la agitas fuerte no ves nada, todo es marrón. Este es el estado de nuestra mente, porque día a día estamos pensando continuamente, ya sea en nuestra familia, preocupaciones, y llega un momento en que no podemos ver nada, porque físicamente al igual que en la botella de agua es imposible.
¿Qué podemos hacer?. Muy sencillo, deja la botella en una superficie lisa y que repose, es decir entrena tu mente para que puedan para esos pensamientos y se asiente, así podrás ver las cosas con mayor claridad.
Este ejercicio tan sencillo te ayudará a combatir problemas de fatiga, insomnio y dolor que son muy frecuentes en los tratamientos oncológicos. Se han realizado diferentes estudios que avalan que seguir un programa de estas características es eficaz en la disminución de las perturbaciones del estado de ánimo y síntomas de estrés, tanto en pacientes hombres y mujeres con una amplia variedad de diagnósticos de cáncer, etapas de la enfermedad, y las edades.
Si te digo que nuestra mente tiene un poder asombroso puede que te suene a chiste, pero de verdad amigo, tenemos una herramienta muy potente, te invito de corazón a que empieces a usarla.
Muchas gracias por su atención.
Nos vemos en la red.
Suscríbete y Comparte!!!

  

Consejos para padres: adolescentes con cáncer.

Hola querido lector:

 
Hoy quiero compartir contigo algunos consejos para ayudar a nivel emocional a su adolescente.
 
La mayoría de los que leemos este blog ya pasamos por esta etapa tan dura y difícil en la que buscas quien eres, donde una de las cosas más importantes es la aprobación de los amigos, sentirte independiente y que tomes tus propias decisiones.
 
Si eres un adolescente
te contaré un secreto, en la edad adulta habrá momentos en los que te sientas así de nuevo. Aprovecha esta edad tan complicada para conocerte mejor y encontrar aquello que te haga sentir bien contigo mismo, que te aporte tranquilidad y seguridad. Estos recursos internos los tenemos todos, verás que irán aflorando en esta estapa y seguramente sean tus guias cuando te sientas perdido.
 
Para ayudar a un adolesente durante su enfermedad debemos ser conscientes de que hay tres cosas que siguen siendo primordiales:
 
Quiere seguir una vida normal.
Quiere seguir teniendo la aprobación de su grupo de amistad.
Quiere que se le dé autonomía.
 
Como verán estas tres presmisan entrarán en conflicto continuamente con el paciente adolescente, debido a que de por si un diagnóstico oncológico interrumpe en la rutina diaria, en lo que respecta a la aprobación de los demás será duro para el paciente ver que hay gente que se aleja de su entorno, pero también verá que hay amigos que cuidarán de él. En cuanto a su autonomía, bastantes procedimientos y decisiones no dependerán de él, sino del equipo sanitario que vela por su salud presente y fututa.
 
Debido a un contexto tan especial, como Psicooncóloga, le recomiendo:
 
1. Procurar en la medida de lo posible que el adolescente continúe con su rutina: visita de amigos, traer sus juegos al hospital, continuar con la formación académica
 
2. Ayudarle a ser independiente en lo que pueda, por ejemplo: toma de medicacíón, curas, que se considere su opinión en la toma de decisiones, por ejemplo: sobre si desea estar en el hospital o prefiere atención domiciliaria…
 
3. En lo que respecta a su entorno de amistades, son fundamentales para él, sus amigos le conectan con la «normalidad» que él tanto añora, se divertirá y se sentirá apoyado. Sin embargo, como antes he mencionado habrá amistades que se alejen, posiblemente su hijo no lo lleve bien, para esos momentos lo mejor es escucharle, por favor evite comentarios del tipo «te lo dije», «no me haces caso»…Recuerde que son sus amistades y él toma sus decisiones, ayúdele a darse cuenta (si quiere desde su propia experiencia personal) de que no siempre todos los amigos responden como queremos, eso forma parte de la vida.
Desde su COMPRENSIÓN el adolescente le escuchará más que desde su imposición. Permítanme que haga un poquito de hincapie en esta última línea porque soy consciente de que un adolescente puede «sacarnos de nuestras casillas» por tanto habrá ocasiones que no le resulte fácil seguir estos consejos. Desde luego será capaz de llevarlos a la práctica y verá que poco a poco irán haciendo efecto y le irán acercando un poquito más a su hijo, comprendiendo su mundo emocional. 
 
Les invito a compartir sus experiencias y si eres un adolescente tu colaboración sería muy enriquecedora.
 
Muchas gracias por su tiempo
 
Nos vemos en la red

¿Por qué elegí ser Psicóloga Especializada en Oncología y Cuidados Paliativos?

Querido lector, voy a responder a esta pregunta que es muy común entre la gente que conozco.


Desde muy pronto tuve claro que quería ayudar a la gente en situaciones críticas, me maravilla nuestra capacidad de cambio de actitud y de aprendizaje. Esto es algo que tú también has vivido, todos hemos pasado por retos que nos han ayudado a superarnos para mejorar la versión de nosotros mismos.


Durante la Licenciatura de Psicología Clínica y Salud tuve la suerte de leer un artículo en el que explicaban que existían unos hospitales especializados en tratar a niños que se encontraban en un estado de enfermedad muy grave, y en su mayoría terminal.


La esencia que me cautivó de estos centros es que cuidaban a los pequeños con una visión integral sobre su ser. En este lugar sus padres dormían con ellos, traían sus juguetes, podían jugar con los hermanos, y el equipo sanitario terminaba desarrollando su labor profesional bajo una mirada diferente…


El miedo al dolor, sufrimiento y la muerte es innato en nosotros, todos tememos a los cambios, a sufrir y a nuestro final, compartiendo este sentimiento universal comprendí que debía aprender una lección muy dura…


Me preguntaba…qué puede hacer un Psicólogo ante tanto dolor y sufrimiento…

Finalmente cuando llegó el momento de decantarme como profesional «fui de cabeza» a la especialización Oncología y Cuidados Paliativos…después de varios años conociendo pacientes, familia, Psicólogos, Oncólogos, DUE´S,…agradezco de corazón todo lo que he podido aprender, porque HOY soy mejor profesional gracias a sus aportaciones.